• Energia

Para qué sirven los enchufes inteligentes y cómo pueden ayudarte a ahorrar en tu factura

25 nondik apirila 2022

0 min de lectura

Estos dispositivos ponen freno al derroche del 'stand-by': permiten que los electrodomésticos solo consuman cuando se están usando. Sus beneficios van más allá de una reducción en la factura de la luz.

Para qué sirven los enchufes inteligentes y cómo pueden ayudarte a ahorrar en tu factura

Estos dispositivos ponen freno al derroche del 'stand-by': permiten que los electrodomésticos solo consuman cuando se están usando. Sus beneficios van más allá de una reducción en la factura de la luz.

Para qué sirven los enchufes inteligentes y cómo pueden ayudarte a ahorrar en tu factura

Ahorrar en la factura de la luz es una prioridad para muchas familias, y a los trucos habituales para reducir el recibo eléctrico resulta interesante unir las posibilidades de los enchufes inteligentes.

Seguro que te has dado cuenta de que determinados aparatos tecnológicos de tu casa, como televisores, ordenadores, monitores, routers, consolas de videojuegos o decodificadores nunca llegan a apagarse del todo; sino que permanecen en modo stand-by (o modo en espera). Los enchufes inteligentes, también conocidos como smart plugs o smart sockets, ayudan a optimizar el gasto de estos dispositivos.

LA LUCECITA ROJA TAMBIÉN CONSUME ENERGÍA

El consumo en stand-by equivale a entre un 7% y un 11% del total de una vivienda media; la lucecita roja nos cuesta entre 40 y 60 euros al año. Una encuesta realizada por la Agencia Internacional de Energía (AIE) cifra el desperdicio de energía en modo en espera en el 10% del consumo de electricidad de los hogares. Según la calculadora de la OCU, el modo stand-by de un televisor de 42 pulgadas nos cuesta casi 4,5 euros al año.

LA LUCECITA ROJA TAMBIÉN CONSUME ENERGÍA

En el caso de los ordenadores, el gasto fantasma puede ascender a los 7 euros al año. La radio-despertador de la mesilla conlleva un gasto anual de 10,42 euros. Aunque en menor medida (alrededor de un euro al año), también incurre en malgasto el cargador del móvil cuando la batería ya está al 100% y sigue conectado.

"El consumo de energía en stand-by contribuye con una cantidad significativa de desperdicio de energía y problemas de seguridad en el entorno construido", confirma un estudio llevado a cabo por investigadores chinos y australianos en 2018.

PARA QUÉ SIRVE UN ENCHUFE INTELIGENTE

Los enchufes inteligentes permiten habilitar o deshabilitar el flujo de corriente cuando no estamos en casa o no vamos a utilizar ciertos aparatos. Estos sistemas "brindan a los usuarios un acceso conveniente a la información sobre su consumo de energía personal y les ayudan controlar su consumo de energía per cápita a través de la aplicación móvil a costos muy bajos", determina otro estudio, este de expertos de la Universidad de Abu Dhabi.

Estos smart plugs son fáciles de usar y rentables, ya que no requieren cableado adicional y son independientes del entorno de red. "Es probable que el consumo de energía disminuya significativamente con la adopción generalizada del sistema de enchufes inteligentes", añaden estos expertos.

CÓMO FUNCIONAN LOS ENCHUFES INTELIGENTES

CÓMO FUNCIONAN LOS ENCHUFES INTELIGENTES

Los enchufes inteligentes permiten controlar tus dispositivos de forma remota mediante una aplicación creada por el proveedor. Muchos de estos smart plugs dan la posibilidad de predeterminar horarios de encendido y apagado; otros cuentan con un temporizador de apagado automático en función de una duración escogida. Así, por ejemplo, si eres proclive a quedarte dormido por la noche viendo la televisión, podrás evitar que siga encendida pasado un tiempo desde que cerraste los ojos.

Su beneficio más evidente es la reducción del importe de la factura. Según el Laboratorio Nacional de Energía Renovable de Estados Unidos, el uso de enchufes inteligentes ahorra entre el 1 y el 4,58 % del uso de energía o entre 500 y 1000 kWh cada año. Eso equivale a aproximadamente el valor de un mes de energía para muchos hogares.

Aportan otros beneficios, además del ahorro. Entre ellos destacan "la prolongación de la vida útil de los aparatos", aseguran los investigadores del primer estudio.

También pueden ayudar en la seguridad del hogar: puedes encender una luz junto a la ventana cuando estás de viaje para que parezca que hay alguien en casa. Reducen el riesgo de incendios por cortociruitos, al desactivar los electrodomésticos cuando no se están usando. Otra aplicación adicional es la de limitar el uso de pantallas por los niños.

Los smart plugs son algo más caros que los tradicionales (hay modelos de buena calidad a partir de 20 euros), pero si haces números y consideras que te durarán años, te darás cuenta de que constituyen una inversión rentable. En Iberdrola, también te ofrecemos un enchufe smart para controlar cualquier dispositivo de casa desde tu móvil.

Temas relacionados