volver Volver

Así se reflejará la bajada del IVA en tu factura

Gracias a la aplicación del IVA reducido del 10% al recibo de la luz, el usuario pagará menos en los próximos meses.

Cuando el pasado 1 de junio entró en vigor la distribución del coste de la luz por tramos horarios, la mayoría de consumidores asumió que si encendía los aparatos eléctricos en la franja valle (la más barata) ahorraría en su factura. Pero la escalada en el precio de la electricidad en el mercado mayorista (debido a la cotización al alza del gas y el CO2) desarboló las previsiones, llevando a las autoridades a tomar cartas en el asunto, que optaron por recortar el tributo que se aplica a la luz. El 24 de junio el Gobierno aprobó una bajada del IVA, que pasa del 21% al 10%, y se traduce en que el usuario medio pagará menos a fin de mes.

¿Quién se beneficia de la bajada del IVA?

La bajada del IVA de la luz se aplica a todos los usuarios que tengan contratada una potencia de hasta 10 kW. O lo que es lo mismo: la práctica totalidad de los particulares (27,5 millones de hogares, estén acogidos al precio regulado o hayan contratado en el mercado libre) y el 72% de las empresas españolas, según la ministra de Hacienda. Además, el Impuesto al Valor de la Producción de Energía Eléctrica, que grava a las compañías eléctricas (como medida para la sostenibilidad energética), pasará del 7% al 0% en los meses de julio, agosto y septiembre de este año. Esta suspensión también se traduce en un ahorro para los consumidores.

luz

¿El nuevo IVA es para siempre?

No: solo hasta final de 2021 y mientras el precio mayorista siga rebasando los 45 euros el megavatio/hora (la media en 2020 se situó en 34 euros por megavatio/hora). Para evitar que posibles fluctuaciones afecten a las economías más vulnerables, se contempla que los titulares de contratos perceptores del bono social y que además tengan reconocida la condición de “vulnerable severo” o “en riesgo de exclusión social” disfruten de un IVA del 10% todo el año. Según el propio Real Decreto, serían 612.000 hogares, aproximadamente el 50% de los acogidos al bono social.

luz

¿Cómo queda mi factura?

Te beneficiarás de una reducción del IVA del 21% al 10% en la potencia y energía facturada, y en el concepto de alquiler de equipos de medida. Desde el Gobierno aseguran que la implantación del tipo reducido de IVA implicará un descenso de 6 euros al mes en la factura de un hogar medio, lo que equivale a 36 euros de aquí a final de año. Aunque abogan por que la disposición se prolongue en el tiempo, las organizaciones de consumidores también han valorado la mengua en el recibo. Según OCU, la medida puede suponer una rebaja de 6,5 euros en la factura mensual. El recibo de junio pasaría, de acuerdo con esta organización, de 71,6 euros a 65,08 euros, lo que "supondría que las familias pagasen 78 euros al año menos por su suministro eléctrico" (en principio, la norma no estará un año en vigor). Según Facua y Consumidores en Acción, la factura de junio, que ascendería a 88,76 euros con el IVA del 21%, se quedaría en 80,69. Y para que el ahorro sea mayor, conviene seguir aprovechando las tarifas por tramos muy poco antes aprobadas y recurrir a ciertos trucos para optimizar el consumo.